La vuelta al mundo en 80 días

Autor:   Julio Verne

Fecha publicación: 1872

Género: Novela / Aventuras / Viajes

Vuelta al Mundo en 80 días es una de las novelas más conocidas del escritor francés Julio Verne. En esta se narran los acontecimientos que presencia Phileas Foog durante su viaje, que tiene como fin dar la vuelta al mundo en tan solo 80 días.

En esta novela se plantea que nada es imposible para nuestra imaginación y que esta es el impulso más importante cuando queremos hacer las cosas que nos imaginamos, aun cuando parezcan imposibles.

Resumen y sinopsis

Veintiún capítulos son necesarios para contar el viaje que inició Phileas Foog y los conflictos que debió enfrentar.

Resulta que este singular hombre, socio del Reform-club,  apuesta 20.000 libras a que sí podrá dar la vuelta al mundo en menos de 80 días. Este suceso lleva a Phileas junto con su criado Juan Picaporte a abordar a iniciar un viaje que los llevará por todo el mundo.

Sobre el autor

El escritor francés Julio Verne es mundialmente conocido por varias de sus obras de aventura fantástica, entre ellas Vuelta al Mundo en 80 días.

Una de las cosas que llama la atención de las narraciones de Verne es que si bien es cierto que son producto de su imaginación, estas cuentan con cierta verosimilitud científica, adecuadas a la época en la que se desarrolla la historia.

Verne dedicó parte de su vida a estudiar geología, ingeniería y astronomía. Todos estos conocimientos le sirvieron para crear las historias que hoy leemos.

Su primera novela, Cinco semanas en Globo, fue publicada en el año 1869 y fue un verdadero éxito. Luego publicó, en 1864, Viaje al centro de la Tierra; en el año 1865, De la Tierra a la Luna y 20.000 Leguas de Viaje Submarino en 1870.

Vuelta al Mundo en 80 días fue publicada en 1872 y justo antes de morir publicó La invasión al Mar.

Verne murió el 24 de marzo de 1905 en la ciudad de Amiens, Francia, a causa de la diabetes que padecía.

Resumen Vuelta al mundo en 80 días

La historia inicia el 2 de octubre de 1872 en Londres, lugar donde vive Phileas Fogg, un hombre rico y ermitaño, que se caracteriza por sus singulares hábitos. Pasa que aquel 2 de diciembre Phileas decide echar a su fiel criado James Forster por cometer un pequeño y tonto error.

Debido al despido de Forster, Phileas se ve en la obligación de contratar un nuevo criado de apellido Picaporte. Se trata de un hombre de unos 30 años, que sólo desea vivir con tranquilidad, pero este deseo se verá frustrado porque Picaporte participará en una discusión que le cambiará la vida.

La discusión inició debido a un artículo que afirmaba que por medio del nuevo ferrocarril era posible viajar alrededor del mundo en tan solo 80 días y Fogg considera que, pese a que hay algunas dificultades que no se han tomado en cuenta, sí es posible realizar este viaje.

Saber que el viaje sí se puede realizar lleva a Fogg a apostar veinte mil libras y a decir que él mismo realizaría ese viaje en tan solo 80 días. Es así como decide lanzarse a la aventura junto a su nuevo criado Juan Picaporte y abandonar Londres en tren aquel día. Pero, la apuesta sostiene que deben regresar a la misma hora el día 21 de diciembre del mismo año, transcurrido los 80 días.

Fogg y Picaporte llegan a Suez, su primer destino, en tiempo establecido y ahí son seguidos por un inspector de Scotland Yard de nombre Fix, el cual fue enviado a capturar a un ladrón de bancos y está convencido de que la descripción del ladrón coincide con Fogg. Pero,  pronto recibe la orden de unirse al viaje y de recorrer el mundo junto a los dos hombres en tan solo 80 días.

Fix se hace amigo de Picaporte y siempre va siguiendo los pasos de los hombres sin que estos se den cuenta.  Fogg y Picaporte van a Calcuta y de ahí a Hong Kong, pero una vez en la última ciudad son devueltos a Calcuta, porque el inspector Fix hace que así sea. Por esta razón los hombres se ven en la necesidad de pagar una fianza con el fin de poder continuar su viaje y Fix decide seguirlos hasta Hong Kong.

En Hong Kong, el inspector le cuenta a Picaporte que su jefe es un asaltante, pero el criado no le cree y sigue confiando en su jefe. En vista de esta situación Fix decide drogar con opio a Picaporte y así evitar que este le cuente a Fogg que él es un inspector.

A pesar de las artimañas de Fix, Fogg logra cruzar el pacífico y llega a San Francisco. Una vez en el otro lado del mundo, Fix le dice a Picaporte que ya no retrasará más el viaje y que ahora se encargará de ayudarlos a regresar a Inglaterra lo antes posible. Todo esto con la intención de detenerlo una vez pisara suelo inglés.

Sin embargo, cuando van camino a New York el tren es secuestrado y Fogg debe decidir si salvar a su hombre de confianza que se encontraba entre los secuestrados o seguir su viaje, finalmente opta por rescatar a Picaporte.

Cuando llegan a su destino se enteran de que su barco ya había zarpado y deciden tomar una ruta alternativa que los lleve hasta Liverpool.  Después de momentos de angustia por fin llegan a tierra británica, pero allí una orden de arresto espera a Philleas Fogg.

Al poco tiempo, las autoridades se dan cuenta de que hubo un gran malentendido, pues el verdadero ladrón fue arrestado en Liverpool días atrás. Fogg es liberado, pero debido a un incidente con Fix pierde el tren que lo llevará a Londres.

A pesar de este suceso, Fogg se las arregla para  finalmente llegar a Londres, pero supuestamente lo hace cinco minutos más tarde de lo acordado y esta pequeña diferencia de tiempo hace que pierda la apuesta y quede en bancarrota.

El hecho es que durante la travesía ellos viajaron en globo con dirección al este, lo que hizo que ganaran un día completo de ventaja. Esta ventaja permitió a Fogg llegar el día sábado y no el domingo como él había pensado, por lo tanto era el ganador de la apuesta.

Frases

“La Tierra es más pequeña, puesto que puede ser recorrida diez veces más rápido que hace cien años.”

“No debe creerse, sin embargo, que todos los mormones sean polígamos.”

“Los que tienen cara de bribones no les queda más recurso que ser honrados, pues de lo contrario se harían arrestar.”

“Se dice que la miseria entre dos es soportable.”